Comedor Vegetariano Govinda’s

\ Escrito el 28/04/2014 \ por \ en Artículos \ con 3094 Visitas

Un pedazo de India en el centro de Viña

Por Pancha Muck.

Porque no todo es carrete, hoy excepcionalmente les traigo una picá de comida para amantes de los sabores nuevos. Ubicada casi al final de la Avenida Valparaíso, donde por las noches reina la bohemia, la diversión y los excesos, la calle Von Schroeder esconde un rincón especial que pasa casi inadvertido para muchos de los transeúntes que frecuentan la Ciudad Jardín.

Situado entre dos locales nocturnos, el Centro Cultural Vrinda es el hogar de un atípico negocio. Apenas al entrar al Comedor Vegetariano Govinda’s, se puede percibir cómo este restaurante es muy distinto a los demás: en el recibidor pinturas artesanales, imágenes religiosas y sutiles sonidos que evocan el misticismo de la India son los encargados de dar la bienvenida a los visitantes.

Una larga y antigua escalera conduce al recinto atendido por dos jóvenes, quienes son los encargados de preparar y servir los platillos del día. Luego de saludarte, lo primero que señalan es el rincón donde debes dejar tus zapatos para ingresar descalzo a una sala de diminutas sillas y mesas. El amplio comedor está compuesto por paredes blancas, inspirando a la paz, la alegría y las buenas energías. Imágenes de divinidades hindúes, espacios dedicados a la oración y anchas ventanas, inducen a un tranquilo y agradable momento, lejano a lo que ofrecen los restaurantes típicos en la ciudad.

Un aspecto curioso de este local son las pequeñas sillas y mesas en que se sientan los comensales. Quienes almuerzan allí deben acomodarse casi a la altura del suelo en un espacio estrecho, en asientos bajos e incómodos mientras esperan que lleguen sus pedidos. El comedor está impregnado por un sentir comunitario, ya que existen sólo tres largas mesas que deben ser compartidas entre todos los que visiten el restaurante, generando que un simple almuerzo se torne en una experiencia agradable o tal vez demasiado íntima.

Si eres vegetariano y te gusta la comida con sabores fuertes, o simplemente quieres tener una experiencia diferente, te invito a probar el Govinda’s. Las preparaciones tienen influencia Hare Krishna, siendo cocinadas con productos integrales y evitando utilizar productos lácteos o huevos. De lunes a viernes, entre la una y las cuatro de la tarde, ofrecen dos menús, los cuales además del abundante plato principal incluyen ensalada, un aromático y delicado té, pancitos caseros y salsas para degustar.

La clave en su gastronomía está en los aliños y en las esencias que utilizan, ya que a pesar de cocinar sin ingredientes animales, y utilizando mayormente legumbres y vegetales, logran un resultado donde los sabores son intensos y se conjugan de forma interesante los ingredientes de sus recetas. A pesar de lo entrete que es conocer este pedazo de Oriente, los precios se escapan de lo que un estudiante puede pagar. Entre 2500 y 3000 pesos cuesta el almuerzo que, si bien es generoso, no incluye postre y tampoco acepta como forma de pago tarjetas como la JUNAEB. Si puedes, no dejes pasar la oportunidad de visitar esta picá aunque sea una vez en la vida, para que por último te inspires y en tu casa cocines con un deje Hindú.

—-

Texto Original en www.malonvalpo.cl

Tags : ,